Desde Más Iberia llevamos meses indicando que el problema de Iberia no son sus trabajadores ni los sueldos que éstos ganan. Sin embargo, a los directivos de la compañía les interesa que el foco mediático se pose sobre el problema laboral, para así poder seguir creando una cortina de humo que permita tapar el vaciamiento que de la compañía están haciendo.

Desde esta plataforma hemos denunciado, y lo seguiremos haciendo hasta la saciedad, que el ERE no es la solución a los problemas de Iberia. La reestructuración en ninguna medida paliará el principal problema de la compañía, que no es otro que una nefasta gestión dirigida y orquestada desde Londres para salvar a British Airways de su caída debido al enorme agujero en su fondo de pensiones, a consta de adelgazar la aerolínea española transfiriéndole sus activos. Así lo ha manifestado también la ministra de Fomento, Ana Pastor, quien ha pedido que Iberia siga siendo una compañía “potente y española”, en clara alusión a la pérdida de la identidad española frente a BA y al desmantelamiento que de ella está realizando IAG.

Repetimos: el ERE no es la solución, puesto que una vez haya concluido la reestructuración laboral, Iberia seguirá sin capacidad de crecimiento porque:

Los trabajadores de Iberia que no se vean afectados por el ERE seguirán sin garantías y en una completa situación de inseguridad si no se presenta un verdadero proyecto que signifique el crecimiento y la consolidación de Iberia como la compañía de bandera que siempre fue. #SaveIberia